lunes, mayo 27, 2024

Aún no es tarde para que inicies con la limpieza de primavera

Para muchas personas, el primer equinoccio del marzo marca el inicio del año. Si te fijas bien, el reinicio del calendario astral coincide con la llegada de la primavera, lo que significa que Aries marca el comienzo de un nuevo ciclo, y con ello, una nueva oportunidad para el renacimiento.

Esta fecha también es muy considerada en los campos, ya que, por lo general, indica el momento ideal para comenzar a sembrar las cosechas. Mientras que en el hogar, la tradición dicta el hacer la limpieza de primavera para comenzar bien el año.

Si no sabes lo que es la limpieza de primavera, se trata de una limpieza superprofunda del hogar, donde te deshaces, no solo de la suciedad que se pudo haber ocultado en cada rincón de tu casa, sino que, además, separar todo aquello que no vas a necesitar el resto del año.

Un detalle a tomar en cuenta es que, si bien hay cosas que ya no usarás, mientras estas estén en buenas condiciones, siempre puede haber objetos que puedan ser aprovechados por otras personas, por lo que esta puede ser una gran oportunidad para hacer una donación y que alguien más le dé a tus cosas viejas un poco más de vida útil.

Beneficios de la limpieza de primavera

De acuerdo al Feng Shui, un hogar limpio es sinónimo de energía pura y limpia, lo cual es necesario para mantener la felicidad y las buenas vibraciones. Además, el movimiento ayuda a liberar los caminos energéticos para soltar aquella negatividad que pudo haberse bloqueado en algún rincón de la casa, lo que en definitiva ayuda a traer prosperidad.

Sin embargo, esto no es todo lo que la limpieza de primavera puede hacer por ti, ya que, energéticamente, el soltar o desprenderte de aquello que no necesitas también ayuda a poner orden en nuestro interior y permite centrar la mente.

Como hacer una limpieza de primavera

Lo primero que debes hacer durante la limpieza de primavera es abrir las puertas y ventanas del hogar, esto para facilitar que se abran los caminos a la prosperidad y se disipe todo lo negativo. Luego comienza el verdadero trabajo, limpiar toda la casa.

Hacer la labor completa puede ser muy difícil y agotador en el proceso, principalmente en una casa grande, sin embargo, no te preocupes, ya que no es una carrera, así que no debes hacerlo todo en un día. Puedes dividir las tareas en actividades más ligeras para hacer en el transcurso de la semana, o el fin de semana, de manera que se te facilite el poder mezclarla con tu rutina y hacer el trabajo más llevadero. 

Otra buena opción es, si vives con tu familia, asignar tareas a cada uno acorde a sus capacidades. Así podrás evitar la fatiga.

La parte más complicada llega al momento de decidir por donde comenzar a limpiar y ordenar, y es que no son pocas las personas que se quedan estacadas un rato en esta fase. No importa mucho el orden que prefieras darle, lo importante es que te sientas cómodo haciéndolo. Pero si realmente necesitas una guía, los dormitorios siempre son un buen lugar para iniciar. Otra forma que puedes intentar es elegir algún punto de la casa, como el sur, y comenzar a limpiar en sentido de las aguas del reloj.

A continuación, te dejamos una lista de cosas que puedes hacer en los principales espacios del hogar para una limpieza de primavera efectiva.

Cocina

  • Descongela y limpia la nevera y el congelador. De esta forma, aprovecha a ordenar todo y a clasificar aquello que esté vencido.
  • Limpia el horno manualmente.
  • Limpia o cambia el filtro de la campana extractora de humo.
  • Limpia el microondas.
  • Lava y desinfecta los botes de basura.
  • Revisa en la despensa que no haya alimentos caducados.
  • Limpia todas las superficies, incluido el piso. Asegúrate de que, tanto la grifería como los topes de cocina y otros muebles se encuentren libres de grasa.

Dormitorio

  • Limpia o aspira el suelo, con principal atención a las esquinas y rincones de difícil acceso. Puede que quieras mover algunos muebles para facilitar esta tarea.
  • Lava el edredón, las sabanas, cobijas y almohadas.
  • Limpia el colchón.
  • Aspira y lava las alfombras.
  • Ordena el ‘closet’ y separa todo en tres grupos. Para guardar, para regalar y para tirar.
  • Limpia los espejos y ventanas. No te olvides de los marcos de las puertas.

Sala

  • Al igual que en el dormitorio, asegúrate de eliminar el polvo por completo.
  • Con un paño húmedo, limpia todas las superficies.
  • Aspira el sofá y otros asientos que pueda haber alrededor.
  • Desempolva los electrodomésticos.
  • Lava los cojines o retira sus fundas y mételas en la lavadora.

Baño

Si bien esta limpieza se debe hacer de forma constante, esta puede ser la oportunidad ideal para centrarte en los detalles.

  • Profundiza en la limpieza de las baldosas, principalmente, en aquellas que suelen ser más propensas a quedar mojadas, de esta forma puedes asegurarte de evitar que acumule la humedad y se formen manchas imposibles de retirar.
  • Revisa los estantes y desecha todo lo que ya no uses.
  • Revisa el tiempo de vida de los productos de belleza, de esta forma puedes asegurarte de que es lo que tienes y que necesitas.

Qué productos usar

Al momento de limpiar, usar limpiadores naturales siempre es siempre una buena opción. El bicarbonato de sodio, el vinagre blanco y el limón son muy versátiles en una amplia variedad de situaciones, tomando en cuenta que estos sean compatibles con los materiales de tu hogar.

Antes de comenzar con la limpieza de primavera, recuerda abastecerte de tu detergente favorito, esponjas, limpiadores multiusos y desengrasantes, en caso de ser necesario. Paños para limpiar serán fundamentales, y tampoco puedes olvidar añadir alguna de microfibra para sacudir el polvo.

Mantente atento a todas las actualidades del momento, a través de @CLX.Icons en Instagram y en todas nuestras redes sociales. ¡Léenos y sé parte de lo icónico!

Otros Artículos