martes, junio 25, 2024

‘The Woman in Me’: Una ventana al libro de Britney Spears

Britney Spears ha sacado un nuevo libro en homenaje en sus memorias, The Woman in Me o La mujer que soy”, un éxito en ventas dentro de los Estados Unidos que reinterpreta momentos de la vida de la cantante bajo una nueva perspectiva. En el no solo comparte sus pensamientos, si no que expone como se siente estar bajo el ojo público y como la aceptación de este modo de vida ha influido en sí misma.

Aun siendo una adolescente con apenas unos pocos años de carrera, laprincesa del Pop logró marcar a una generación, convirtiéndose en una estrella en ascenso tras su primer álbum Baby One More Time”, cuyo ‘hit’ logró conquistar todas las estaciones de radio de América y resonó en todo el mundo. Sin embargo, detrás de sus melodías pegadizas y su magnetismo en el escenario, se escondía una historia no contada sobre su infancia tormentosa y una situación familiar complicada, que escaló hasta un punto de quiebre para la interprete.

Sea casualidad o no, The Woman in Me comparte título con uno de los álbumes más vendidos de la cantante country Shania Twain, quien además de ser fanática del trabajo de Spears, ha sido la fuente de inspiración de muchas niñas sureñas, fue de gran ayuda durante la creación de «Don’t Let Me Be the Last to Know«. ¿El resultado del libro? Una autobiografía de su vertiginoso y problemático salto a la fama, llena de alegrías, traiciones y desgracias por igual.

Libro Britney Spears - CLX Icons

El libro de Britney Spears

Tras obtener su libertad después de 13 años bajo la tutela de sus padres, Britney saca a la luz su nuevo libro, el cual, según su sinopsis oficial, narra lo siguiente:

“En junio de 2021, el mundo entero escuchaba mientras Britney Spears hablaba en audiencia pública. El impacto de compartir su voz, su verdad, fue innegable y cambió el curso de su vida y la de muchas otras personas. ‘The Woman in Me’ revela por primera vez su increíble viaje y la fuerza central de una de las más grandes intérpretes en la historia de la música pop”

Dentro de las 275 páginas, finalmente llegó la oportunidad de hablar para la artista de 41 años, quien expresa con detalles desgarradores el agujero negro en el que vivió, sus conexiones con las mujeres de su familia, traumas, relaciones anteriores, el consumo excesivo de alcohol y abuso por parte de su padre, su época de cautiverio e incluso el miedo que pasó al sentir que sus parientes intentaban hacerle daño.

En el tiempo que Britney permaneció bajo la estricta tutela supervisada de su padre, Jamie Spears, no pudo ver a sus dos hijos sin autorización, tampoco podía elegir sus comidas ni conducir, tenía prohibido tomar café y era forzada a mantener un riguroso calendario de presentaciones. Durante ese tiempo, de las decenas de millones de dólares, solo podía disponer de un máximo de 2000 dólares, situaciones ya conocidas por algunos de sus más fervientes seguidores.

Según ‘The New York Times’, una de las escenas más escalofriantes fue el momento en el que Jaime informó a su hija que tenía el control legal de su vida profesional y personal, diciendo: “Ahora yo soy Britney Spears”. También habla sobre su pasado con Justin Timberlake, a quien describió como una especie de “canalla ocasional”.

La mujer que soy

Además de experiencias amargas, la autora de ‘¡Oops!… I Did It Again’ también describió detalles más alegres, como la amabilidad de algunos colaboradores como Elton John y el productor sueco Max Martin.

Recordó como a partir del octavo grado viajaba con su madre, Lynne Spears, a Biloxi, Mississippi, para beber daiquiris. «Me encantaba poder beber con mi mamá de vez en cuando”, afirmó la princesa del Pop.

Libro Britney Spears - CLX Icons

Habló sobre su debut como actriz en la película Crossroads, interpretando a Lucy, personaje del que afirma no pudo salir hasta el terminó del largometraje. Tras sentirse abrumada por el proceso de actuación, comenzó a rechazar futuros papeles, incluyendo Chicago y The Notebook.

“El casting de The Notebook recayó entre Rachel McAdams y yo, y aunque hubiera sido divertido volver a conectar con Ryan Gosling después de nuestro tiempo en The Mickey Mouse Club, me alegro de no haberlo hecho (…) Si lo hubiera hecho, en lugar de trabajar en mi álbum In the Zone, habría estado actuando día y noche como una heredera de los años 40″.

En el caso de Chicago, admite que debió haber aceptado el papel, pese a que en su momento rechazó la oferta porque no buscaba distracciones de la música.

Mantente atento a todas las actualidades del momento, a través @CLX.Icons en Instagram y en todas nuestras redes sociales. ¡Léenos y sé parte de lo icónico!

Otros Artículos